Roberto de Vicenzo

0
261
Roberto de Vicenzo

Roberto de Vicenzo, nació en Argentina el 14 de abril de 1923, en Villa Ballester, una zona que se encuentra al norte del Gran Buenos Aires. Durante sus primeros años, se desarrolló en un barrio porteño de la localidad. En este sitio, Roberto acostumbraba a jugar junto con los niños y poco a poco empezó a interesarse por el golf.

A la corta edad de nueve años, Roberto de Vicenzo empezó a trabajar como Caddie en un club de golf de la zona. A partir de ahí fue aprendiendo de este deporte conforme iba pasando el tiempo hasta que en 1993 fue capaz de jugar su primer torneo oficial de golf.

Luego, ingresó al Ranelagh Golf Club de Berazategui, donde empezó a residir. A partir de aquí, Roberto de Vicenzo empezó a mejorar su técnica ya que se rodeó de los mejores golfistas e iba adquiriendo habilidades e incluso llegó a crear movimientos que hasta ahora siguen vigentes.

Pero Roberto de Vicenzo no solo fue conocido por sus increíbles técnicas sino también por su ética moral. Él como ser humano, es reconocido como uno de los golfistas más honrados y honestos que han participado dentro del circuito debido a un error que cometió en un Masters de 1968.

Verán, estaban en la competición y era el momento de llenar las tarjetas y colocar cuantos golpes se habían tenido en el hoyo. Roberto de Vicenzo estaba junto a su compañero de línea Tommy Aarón quien le anotó cuatro golpes en el hoyo 17.

 

¿Qué pasó realmente en el Masters de 1968?

Cuando fue el momento de Roberto de Vicenzo de confirmar él mismo cuantos golpes se habían hecho en el décimo séptimo hoyo, él colocó en su tarjeta que solo 3. El cual había sido el número real, ya que resulta que su compañero Tommy se había equivocado.

Tarjeta oficial de puntos de Roberto de Vicenzo en el Masters de 1968
Tarjeta oficial de puntos de Roberto de Vicenzo en el Masters de 1968

Sin embargo, de Vicenzo no revisó la tarjeta y solo la firmó y entregó. Y en el golf, según las reglas, cuando una tarjeta declara más golpes de los realmente efectuados se toman en cuenta sólo los declarados por el golfista en cuestión. Por todo esto, Roberto de Vicenzo terminó segundo en este torneo. Explicándolo mejor, Roberto de Vicenzo, había empatado en el primer lugar durante el torneo, sin embargo, en el momento en que todos se percatan del error y se aplican las reglas del golf, terminó segundo. Posteriormente, el argentino se entera de su error.

Las únicas declaraciones que Roberto de Vicenzo emitió fue la recordada y cómica frase “Que estúpido que soy”. Estas palabras quedaron para la historia del mundo del golf y siguieron a de Vicenzo otorgándole esa originalidad y honradez con la que todos le recuerdan.

Un dato muy curioso, es que el golfista nunca le echó la culpa de lo sucedido a nadie. Ni a su compañero Tommy Aarón, ni a los jueces y tampoco a él mismo. Él solo recordaba lo sucedido como un hecho gracioso que le llevó a vivir una de las experiencias más curiosas de su vida.

A partir de este evento, Roberto de Vicenzo, estuvo más alerta en cuanto a las cosas que realizaba en cada uno de sus torneos lo que le hizo mejorar mucho más y ganar más trofeos durante toda su carrera.

 

Una exitosa carrera profesional

Entre las competencias más destacadas que Roberto de Vicenzo tuvo como golfista, encontramos sus excelentes actuaciones en el Senior PGA Tour, en el cual ganó no una, sino tres veces el Liberty Mutual Legends of Golf. También ganó el US Senior Open en 1980.

Asimismo, Roberto de Vicenzo también venció en el PGA Senior Championship de 1974. Cabe resaltar que de Vicenzo representó a Argentina 17 veces en la Copa Canadá y la Copa Mundial de Golf, donde ganaron en 1953.

La carrera como golfista profesional de Roberto de Vicenzo, fue tan reconocida que por iniciativa del Municipio Berazategui, se inauguró en el año 2006 el Museo del Golf donde se exhiben varios de los logros de Roberto.

En este sentido, en 1967 y 1970, a Roberto de Vicenzo se le hizo entrega del premio Olimpia de oro, al igual que en 1989 la fundación Konex de Platino le dio el premio al mejor golfista de la historia Argentina.

Y es que la personalidad de Roberto de Vicenzo era muy madura y él siempre le veía el lado positivo a las cosas. Esto le permitió tener una buena vida y ser el acreedor de distintos premios y reconocido como uno de los cinco deportistas más grandes de Argentina.

Aunque Roberto de Vicenzo murió el 1 de junio de 2017, siempre será recordado por su gran corazón y talento como golfista.

Homenaje a Roberto de Vicenzo
Homenaje a Roberto de Vicenzo

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

uno × 1 =